Es la Normativa sobre Instalaciones Deportivas y para el Esparcimiento y está creada por el Consejo Superior de Deportes, un organismo autónomo dependiente del Ministerio de Cultura y Deporte.

Esta normativa nació con el objetivo de definir las condiciones reglamentarias, de planificación y de diseño que deben considerarse en el proyecto y la construcción de instalaciones deportivas. Estas normas se componen de dos tipos:

  • Normas Reglamentarias (R).

Tienen la finalidad de normalizar, es decir, dar un tratamiento similar en los distintos usos o deportes, aspectos tales como los dimensionales, de trazado, orientación solar, iluminación, tipo de superficies deportivas y material deportivo no personal, que influyen en la práctica activa del deporte o de la especialidad de que se trate.

Estas normas son una información básica para la posterior utilización de las Normas de Proyecto.

¿Qué organismo elabora las normas NIDE?

Para la elaboración de estas normas se han tenido en cuenta los Reglamentos de juego vigentes de las Federaciones Deportivas correspondientes, además se han considerado las normas europeas y españolas (UNE-EN) existentes en este ámbito (Equipamiento deportivo, superficies para deportes, iluminación de espacios para deportes e instalaciones para espectadores)

  • Normas de Proyecto (P).

Las Normas de Proyecto han sido creadas para cumplir tres objetivos:

  • Servir de referencia para la realización de todo proyecto de una instalación deportiva.
  • Facilitar unas condiciones útiles para realizar una planificación de las instalaciones deportivas, para lo cual se definen los usos posibles, las clases de instalaciones normalizadas, el ámbito de utilización de cada una, los aspectos a considerar antes de iniciar el diseño de la instalación deportiva y un procedimiento para calcular las necesidades de instalaciones deportivas de una zona geográfica determinada.
  • Definir las condiciones de diseño consideradas más idóneas en cuanto a establecer los tipos normalizados de instalaciones deportivas, definiendo los distintos espacios y dimensiones de esos espacios, así como las características funcional-deportivas de los distintos tipos y de sus espacios.

Tanto las Normas Reglamentarias como las Normas de Proyecto son de aplicación en todos aquellos proyectos que se realicen total o parcialmente con fondos del Consejo Superior de Deportes y todos aquellos proyectos de instalaciones que se construyan para las competiciones oficiales regidas por la Federación Deportiva nacional correspondiente, sin embargo, es competencia de la Federación correspondiente la homologación de la instalación.

Toda esta información se ha obtenido de la página oficial del Ministerio de Cultura y Deporte de España.

Las normas NIDE se organizan por apartados:

  1. Campos pequeños.
  2. Campos Grandes y Atletismo
  3. Piscinas
  4. Deportes y hielo.

 

Normas UNE en pavimentos y equipamientos deportivos

Las normas españolas “UNE” son las elaboradas por AENOR (Asociación Española de Normalización y Certificación) mediante sus Comités Técnicos (CTN).

Las normas “UNE” no son de obligado cumplimiento salvo que la Administración competente las haga obligatorias. Sin embargo, los particulares pueden exigir que los productos cumplan las normas en sus proyectos y contratos.

Estas se agrupan en diferentes apartados que son: equipamiento deportivo, superficies deportivas, iluminación deportiva e instalaciones para espectadores.

Las Normas “UNE” en equipamientos deportivos:

Consisten en la normalización de equipamientos específicos para deportes, campos de juego y otros equipos de recreo con especial atención a la seguridad, aptitud a la función, instalación y mantenimiento.

Las normas regulan los siguientes tipos de equipamientos deportivos:

  • Toboganes acuáticos de más de 2 m de altura.
  • Entrenamiento fijo.
  • Montañismo y escalada
  • Equipos de parapente
  • Buceo
  • Equipos de piscinas
  • Estructuras artificiales de escalada
  • Equipamiento de gimnasia
  • Equipos de campos de juego
  • Parques infantiles

 

Las Normas “UNE” en superficies deportivas:

Tienen por objeto la normalización de los pavimentos y superficies deportivas junto con sus capas constituyentes para instalaciones deportivas de interior y de exterior, para lo cual se consideran los aspectos de seguridad en cuanto a evitar lesiones con una suficiente absorción a impactos para proteger a los jugadores en las caídas y un control del deslizamiento apropiado para cada tipo de deporte.

Además, se consideran los aspectos de durabilidad en cuanto a resistencia a golpes, impactos, a la acción de la luz solar, etc.

En Payresport somos expertos en instalaciones deportivas de máxima calidad y siempre cumpliendo todas las normativas y reglamentos. Si tienes dudas o quieres información de nuestros servicios, no dudes en preguntarnos.